Los motivos psicológicos por los que queremos volver a casa para navidad

¿Alguna vez se preguntaron por qué la mayoría de nosotros intenta volver a casa para la navidad? ¿Por qué queremos pasar las fiestas con nuestros seres queridos? No se trata sólo de seguir una tradición, sino más bien de una necesidad humana que viene de mucho tiempo atrás. Seguir leyendo

¿Por qué hay gente a la que le gusta poner los adornos de navidad antes de tiempo?

¿No te da la sensación que cada año las decoraciones navideñas las ponen antes? Bueno, existe una buena razón por la que mucha gente lo hace y es tan simple como que los hace felices. Seguir leyendo

Los villancicos no nos dejan pensar, literalmente

Por muy tradicionales que sean todos alguna vez sospechamos que los villancicos navideños no podían ser tan buenos como aparentan. Por mucha “noche de paz, noche de amor” que sea, llega un momento que no podemos más con esas voces agudas y esa felicidad pastelosa. Por suerte, para que no nos acusen de ser el Grinch de la familia, un estudio revela que los villancicos no permiten que nuestro cerebro piense con claridad. Seguir leyendo

6 consejos para evitar el estrés navideño

Por si no notaron las decoraciones, que este año comenzaron a mitad de Noviembre, la Navidad está por llegar y junto con ella el famoso espíritu navideño que nos invade y nos llena de amor, paz, comida, felicidad y…estrés. Seguir leyendo

Spinners: ¿Relajan a los niños o es puro marketing?

Los Spinners son el nuevo juguete de moda. Cualquier persona que haya interactuado últimamente con chicos de entre 6 y 15 años sabrá de qué estamos hablando. Las empresas que los comercializan afirman que ayudan a los más jóvenes a concentrase y relajarse, pero ¿Está demostrado o es puro marketing? Seguir leyendo

¿Por qué a los niños les gusta ver siempre la misma película?

Es un tópico tan instalado que hasta los que no tenemos hijos lo sabemos. Todos los cuidadores lo confirman, cuando a al niño le gusta una peli o canción estarás destinado a escucharla ininterrumpidamente durante meses. Pero ¿Por qué, a diferencia de los adultos, los chicos no se cansan de ver lo mismo una y otra vez? Seguir leyendo